Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘isla’

Las flores del mar

rosas.jpg

Hay dos días al año en los que la orilla del mar del norte de la isla se llena de flores. Todas son rojas y algunas rosadas.

Nadie sabe por qué sucede y todos nos miran como locos cuando nos sentados frente a ellas. A veces inventan historias estúpidas o cuentos de brujas para justificarlo.

Nosotros que ya conocemos qué días del año sucede nos reunimos para contemplar lo que el mar quizo regalarnos.

Así aprovechamos para reunirnos, pasear, demostrar nuestro cariño y para agarrar todas las flores que el mar nos permita.

Luego nos las llevamos a casa, antes de salir ya hemos reservado el mejor espacio para colocarlas. Lo mejor de todo es que estas flores siempre nos duran hasta el año siguiente que nos volveremos a reunir…

Read Full Post »

Llanto sobre una isla

llanto.jpg

I

Ahora
Ahora sí que voy a llorar sobre esta gran roca sentado
la cabeza en la bruma y los pies en el agua
y el cigarrillo apagado entre los dedos…

Ahora
Ahora sí que voy a vaciaros ojos míos, corazón mío,
abrir vuestras espitas y vaciaros
sin peligro de inundaciones.

Ahora voy a llorar por vosotros los secos
los que exprimís vuestra congoja como una virgen sus pechos
y por vosotros los extintos
que ya exhaláis vapor de hieles.

Ahora voy a llorar por los que han muerto sin saber por qué
cuyos porqués resuenan todavía
en la tirante bóveda impasible…Y también por vosotras, lívidas, turbias, desinfladas madres,
vientres de larga voz que araña los caminos.

Un llanto espeso por los pueblecitos
que ayer triscaban a un sol cándido y jovial
y hoy mugen a las sombras tras las empalizadas.

Y por las multitudes
que pasan sus vigilias escarbando la tierra…
Un llanto viudo por los transeúntes
tan serios en el ataúd de su levita.

Ahora
Ahora voy a llorar mis llantos olvidados
mis llantos retenidos en su frente
como pájaros presos en la liga.
Los llantos subterráneos
los que minan el mundo y lo socavan
los que buscan la flor de la corteza
y el cauce de la luz, los llantos mínimos
y los llantos caudales acudan a mis ojos
y fluyan en corriente sosegadas
a incorporarse al llanto universal.

Sobre esta roca verdinegra
agua y agua a mi alrededor
ahora si voy a llorar a gusto.

Pedro Garfias

Read Full Post »